Respuesta a una pregunta honesta, por Matt Fraction

Respuesta a una pregunta honesta, por Matt Fraction

Te presentamos la traducción de una pequeña carta entre Matt Fraction, escritor de comics, y uno de sus seguidores, sobre un tema muy difícil de tratar como lo es la depresión y las preguntas que puede llegar a motivar en nosotros.
26 de Julio, 2017 | Por Néstor García


De la mano de Matt Fraction, escritor de la entrega de Hawkeye 2012-2015, les presentamos a continuación una traducción de un mensaje nacido a partir de una pregunta que recibió de un fan. Una lectura muy interesante, especialmente porque Matt nos habla desde su experiencia personal. Con suerte, esta lectura podrá alcanzar a alguna persona allá afuera con las mismas interrogantes, y más aún quizá pueda ayudarles a encontrar una respuesta.

P. Disculpa que te pregunte esto pero tengo una pregunta honesta sobre depresión y suicidio. ¿No es completamente posible que eso sea una alternativa para alguien? ¿No puede haber alguien allá afuera quien genuinamente está cansado y no quiere continuar? Sé que hay belleza y cosas maravillosas en este mundo. Hay cosas que esperar. Habrá más dolor pero también más risa. ¿Pero que tal si no estoy interesado?

R. Bueno... primero que nada, diría, busca ayuda profesional inmediatamente. Porque estoy totalmente descalificado para contestar tu pregunta con algo más que experiencia. Y antes que nada, mi experiencia dice que, si estás en un lugar tan profundo y oscuro donde dices cosas como esta a completos extraños en internet, necesitas estar en contacto con alguien que pueda ayudarte a sanar.

Segundo, diría... que estás equivocado. Diría que las cosas que ninguno de nosotros sabe, especialmente sobre el mañana, podrían cobijar cada grano de arena en la playa del mundo con mierda. Y simplemente asumir que estás cansado del mañana porque estás cansado del presente es un error. Una equivocación factual, un error, un desacierto crítico.

Diría, lee el artículo de Tad Friend, JUMPERS, en el que busca, encuentra y habla con personas que saltaron del puente Golden Gate -- y vivieron. Y todos dicen la misma variante de esto: "Al momento, me di cuenta que todo lo que pensé que era irremediable en mi vida tenía una solución -- excepto por haber saltado en ese momento".

Y sé que este artículo me ha dejado en mi asiento en más de un par de noches oscuras.

Y diría -- diría que me sentía de ese modo también, y estaba equivocado.

Y entonces te diría algo que no creo que siquiera mi esposa conozca. Esto ocurrió años antes de conocernos - mierda, más de una década - y no fue la primera vez que estuve cerca del suicidio; eso fue en una noche de acción de gracias. Habría comido bien y entonces mientras la casa se apagaba, fui al sanitario, preparé la bañera tan caliente como podía soportarlo, y subí a la tina con una navaja para afeitar.

Mientras comenzaba a cortar, mientras la orilla tocaba mi piel y una sacudida de dolor se disparaba en mi cabeza, me detuve y pensé – sabes, es tu última oportunidad. ¿ESTÁS SEGURO?

Estaba cansado. Sonaba como tú, que sabía que habría altibajos pero estaba tan malditamente CANSADO que no podía soportar el pensamiento de tener que llegar ahí. Sentía este... este aplastamiento sin fin de los días que eran grises y tibios pero que por alguna razón se suponía que debía saludar a cada uno con una sonrisa. La presión constante de tener que mantener mi mierda todo el tiempo era agotador.

Me pregunté, entonces – bueno, hay alguna cosa sobre la que tengas curiosidad. Cualquier cosa que quiera ver terminar. Y pensé en un comic que estaba leyendo y no había descubierto el final del argumento en curso. Y me di cuenta de que sentía curiosidad. Y ese fue el gancho en el que colgaría mi sombrero. Que al querer ver cómo acabaría algo, no estaba realmente listo. Ese pequeño brote de una cosa empujando a través de toda esa tierra negra me mantuvo por aquí por un rato más.

Me di cuenta de que había pasado mucho tiempo desde la última vez que había reído. Estaba entumecido y apagado y solo... extrañaba reír. Tal vez si reía un poco podría avanzar de nuevo. Así que esperaría a que mi comic concluyera, trataría de reírme un poco, y luego reevaluaría las cosas.

Así que estoy en la bañera y tengo esta navaja verdaderamente afilada, ¿cierto? Y volteo hacia abajo y veo mis cosas flotando en el agua y pienso "bien, vamos a divertirnos" y puse manos a la obra.

Rasuré exactamente la mitad de mi vello púbico verticalmente. El resultado final era un afro de vello que se veía como un Chia Pet que servía a medias. Comencé a reír mientras lo hacía. Y cada vez que orinaba, ver hacia abajo me hacía reír.

Porque JESÚS qué pesadilla.

Poco después seguí fuertemente a Chuck Jones y Tex Avery. Mucho menos irritante y mucho más divertido.

Jesús. Aún seguía en la secundaria en ese tiempo. Imagina si quieres la imagen del raro regordete que siempre estaba riéndose de su pene en el baño. Ese era yo.

Y entonces creo que te hablaría sobre Dave, quien hizo lo mismo que yo unos años después, solo que él no tenía la hilarante estrategia del pene de Chia en mente y puso la navaja adentro y profundo. Y comenzó a sangrar. “Brown Eyed Girl” sonaba en la radio y se dio cuenta de que jamás volvería a escucharla de nuevo, así que en una maldita (sangrienta) comedia de errores – juro por Dios que esto es verdad – salió de la bañera, trató de vestirse lo mejor que pudo, bajó las escaleras pidiendo ayuda, sólo para descubrir que su familia había salido, fue a su auto, y manejó a la casa de Doug sólo para descubrir que Doug no estaba en casa y así, entonces, finalmente, se desvaneció por la pérdida de sangre sentado en su auto, escuchando un disco de Van Morrison en repetición, hasta que, por suerte, la madre de Doug llegó a casa y lo encontró.

El maldito Van Morrison, ¿sabes?

Una canción, un comic, algo tonto, algo pequeño. De esa semilla puede surgir todo, lo juro por Dios.

Creo que lo último que diría... diría que, mira – si me contactaste para una respuesta, entonces tengo que alcanzarte e insistir en que la escuches. Porque significa, que, ¿me conoces? ¿Mi trabajo? Tu lees lo que escribo y piensas, bueno, diablos, si alguien supiera porque no debo terminar con mi vida, si alguien con vida está CALIFICADO PARA SALVARME, ¿es el tipo que hizo que Britney Spears golpeara a un oso? Bien-- bien, entonces, como ESE TIPO te digo: busca ayuda. Ahora, hoy, esta noche, cuando sea – obtén un teléfono y busca a un doctor que pueda tratar de ayudarte a sanar, que pueda tratar de devolver el color a tu mundo de nuevo, que pueda ayudarte para volver a cuidarte de nuevo. Todo lo que necesitas es esa pequeña cosa, esa partícula, ese pequeño grano de arena. La serie mundial, Los vengadores 2, el nuevo show de Tina Fey, el primer ejemplar de Pretty Deadly, una rebanada del mundo que jamás has visto, una bebida que ames, quién demonios amará a tu perro como tú lo haces si te vas, que tal si JJ Abrams lo logra en la nueva Star Wars, lo que sea que vayas a hacer en Halloween, ¿alguna vez has alimentado a un delfín con tu mano? Porque lo he hecho y te estoy diciendo que es ALGO QUE EXPERIMENTAR y oh Dios QUE MALDITA FUENTE USARÁ STARBUCKS EN LOS PORTA VASOS DE NAVIDAD ESTE AÑO – No me importa qué o cuan tonto sea, pero te prometo que en algún lado en tu vida está esa partícula de polvo que puede ayudarte a regresar al camino de nuevo. Eso es todo lo que se necesita. Una maldita partícula, a la deriva en tu cabeza.

Y porque lo preguntaste te estoy respondiendo, porque yo sé, hijo de puta, lo sé, lo conozco, conozco el agujero en el que estás porque yo estuve ahí y si te fijas lo suficiente aún puedes ver mis palabras en esas paredes, y si las ves por el tiempo suficiente, juro por Dios que están apuntando hacia arriba.

- Matt Fraction

Respuesta a una pregunta honesta, por Matt Fraction - Power Items

Aquí podrás encontrar el mensaje original del propio Matt

Los comentarios