Eso Capítulo 2 (2019) y un mundo de caricatura en la realidad

Eso Capítulo 2 (2019) y un mundo de caricatura en la realidad

Con una primera parte sólida y atractiva como precedente, It: Chapter 2 toma un camino que la lleva a un terreno no explorado: la comedia involuntaria. Con criaturas que más allá de convertirse en parte de una pesadilla, pueden volverse parte de un dibujo animado en cualquier segundo, It: Chapter 2 trae la esperada conclusión de la aventura iniciada en 2017.

Por Néstor García | 22 de Octubre, 2019


SPOILERS ADELANTE
Comenzaré por decir que It: Chapter 1 fue una película que fue de mi completo agrado, por allá del mes de septiembre del año 2017. La cinta logró desarrollar un fuerte pilar psicológico para mi y por tanto, una gran sinergia entre los niños protagonistas (mejor conocidos como "El club de los perdedores") y el público. Presentaba un balance entre escenas de horror, desarrollo de personajes, y comedia para aligerar la tensión de la situación, principalmente compuestas por el famoso club de los perdedores. Tenía todo lo que se requería para hacer que las expectativas del público en general estuviesen en un gran nivel, a la espera del macabro payaso Pennywise en lo que prometía ser una secuela igual de buena que esta parte.

Y llegó It: Chapter 2.

Capítulo 2 (2019) y un mundo de caricatura en la realidad - Power Items

La cinta no se acerca en lo absoluto a lo que el capítulo 1 logró en su momento, con respecto al balance de horror, desarrollo y comedia; para la ocasión, la comedia resultó ser el punto más fuerte de esta propuesta, un resultado que, personalmente, me resulta inesperado. Quiero ir por pequeños apartados que personalmente, me causaron un mayor conflicto al momento de ver la cinta.

El tiempo de duración de la película resultó ser más largo de lo esperado; esto no sería un problema si la película presentase una trama interesante o escenas atrevidas, pero en el segundo acto de la historia, a pesar de que suceden varias cosas, el ritmo se torna un poco más lento de lo esperado, con resultados no tan estelares, dejando a desear en varias de estas.

Capítulo 2 (2019) y un mundo de caricatura en la realidad - Power Items

Ahora bien, no creo que sea una buena cinta de horror, pero por más raro que esto pueda sonar, logra convertirse en una buena cinta de comedia que incluye mucho humor negro (especialmente al ver algunas escenas muy sobreactuadas, al más puro estilo de Scary Movie) y un par de escenas de horror puro. La interpretación de Bill Hader resulta ser la atracción principal de la cinta, e incluso si termina por ser el actor con varias de las mejores escenas de comedia (incluso al ver las luces de la muerte y poner una cara que puede hacer que te quiebres a carcajadas), también transmite una emotividad en sus escenas que nace del constante deseo por ocultar su preferencia sexual de los demás, y por ende, evitar el trato tan cruel y vil que sufrió cuando era niño, explorando así de una manera acertada el tema principal de la película: sobreponerse y levantarse ante el miedo para crecer, sin importar lo aterrador que pueda parecer al inicio. Bill Skarsgård logra hacer mayormente un buen papel, pero algunas de las escenas presentadas se prestan para hacer de Pennywise un payaso ridículo, no la supuesta entidad aterradora y amenazante que debería ser.

Capítulo 2 (2019) y un mundo de caricatura en la realidad - Power Items

La escena más cruda de toda la cinta, irónicamente, no incluye a Pennywise, y se da al inicio de la cinta, cuando observamos a una pareja siendo atacada por un grupo de jóvenes homofóbicos que arrojan a uno de ellos, Adrian Mellon, por un puente, donde comenzaría a ahogarse. Pennywise llegaría para sacarlo del puente y devorar su corazón de una mordida, pero para este momento, lo que hemos visto en pantalla ha causado un gran shock en nosotros, siendo la "cereza en el pastel" para tal horror.

La señora Kersh, el leproso, el propio Pennywise y una gran mayoría de las criaturas que aparecen en la secuela lograron provocar que soltara un par de carcajadas en la sala, con contadas excepciones como la criatura feto-araña (ese diseño de verdad merece un aplauso por las probables pesadillas que debió causar), o las escenas más oscuras y macabras de Pennywise (su charla con Bev, el inicio de la cinta, la escena en la casa de los espejos). 

Capítulo 2 (2019) y un mundo de caricatura en la realidad - Power Items

Creo que parte de que las escenas no fuesen tan aterradoras, viniendo a mi mente el caso de la señora Kersh para ejemplificar, es que varios de sus movimientos y su apariencia una vez transformada, son simples caricaturas: movimientos exagerados que cualquiera de nosotros podría hacer en un momento de juego. Esto sucedía con algunos diseños del primer capítulo, pero en aquella ocasión era más comprensible debido a que Pennywise se enfrentaba a unos niños; para esta secuela, los diseños así ya no funcionan en mi opinión. 

Jacob’s Ladder, una película de horror que recomiendo absolutamente para la época de Halloween y día de muertos, logró crear una atmósfera aterradora no sólo con diseños de "criaturas" inteligentes, sino aplicando técnicas de horror corporal que, con tan sólo grabar a un actor moviendo su cabeza en cámara lenta para reproducirlo en pantalla a una velocidad más acelerado y con un resultado violento, lograba transmitir la idea de que lo que vemos no es normal: esos movimientos no son humanos y son erráticos, causando incomodidad en el público, dejándonos pensando sobre lo que vimos en pantalla en un intento por explicar lo que sucedió.




It: Chapter 2 no es para nada una mala película, pero está muy distanciada de su predecesora y todo lo que logró entonces al crear este universo. Si planeas ver esta cinta, y si vas con la idea de que observarás una película de humor negro con una buena carga de comedia, pasarás un rato divertido con esta cinta, pero nada menos, y nada más.

Capítulo 2 (2019) y un mundo de caricatura en la realidad - Power Items

Comentarios sobre la entrada

Cargando